Saltar al contenido
Deberes escolares » Charlas educativas » James Balog: Imágenes en secuencia prueban pérdida de hielo extrema – Charla TEDGlobal 2009

James Balog: Imágenes en secuencia prueban pérdida de hielo extrema – Charla TEDGlobal 2009

Charla «James Balog: Imágenes en secuencia prueban pérdida de hielo extrema» de TEDGlobal 2009 en español.

El fotógrafo James Balog comparte nuevas secuencias de imágenes desde Extreme Ice Survey, una red de cámaras de filmación en intervalos que graban glaciares contrayéndose a un ritmo alarmante, una de las más genuinas evidencias del cambio climático hasta el presente.

  • Autor/a de la charla: James Balog
  • Fecha de grabación: 2009-07-23
  • Fecha de publicación: 2009-09-08
  • Duración de «James Balog: Imágenes en secuencia prueban pérdida de hielo extrema»: 1162 segundos

 

Traducción de «James Balog: Imágenes en secuencia prueban pérdida de hielo extrema» en español.

La mayoría de las veces, el arte y la ciencia se observan entre sí a través de un abismo de incomprensión mutua.

Hay gran confusión cuando los dos se miran entre sí.

El arte, por supuesto, mira al mundo a través del alma, las emociones — a veces del inconsciente — y por supuesto, de la estética.

La ciencia tiende a mirar el mundo a través de lo racional, lo cuantitativo — de cosas que se pueden medir y describir — pero le da al arte un tremendo contexto para el conocimiento y la comprensión.

En Extreme Ice Survey, estamos dedicados a unir esas dos partes del entendimiento humano, confluyendo el arte y la ciencia con el fin de ayudarnos a comprender la Naturaleza y la relación de la con la Naturaleza en una forma mejor.

Específicamente, como una persona que ha sido un fotógrafo profesional de la Naturaleza toda mi vida adulta, creo firmemente que la fotografía, videos y películas tienen un tremendo poder para ayudarnos a comprender, y moldear la forma en que pensamos de la Naturaleza y de nosotros mismos en relación a ella.

En este proyecto, estamos específicamente interesados, claro, en el hielo.

Estoy fascinado por su belleza, su mutabilidad, su maleabilidad , y las fabulosas formas en las cuales se esculpe.

Estas primeras imágenes son de Groenlandia.

Pero el hielo tiene otro significado.

El hielo es el canario en una mina de carbón global.

Es el lugar donde se puede ver, tocar, oír y sentir el cambio climático en acción.

Cambio climático es en realidad algo abstracto en casi todo el mundo.

Si crees o no está basado en tu sentido de si llueve más o llueve menos, si se torna más caluroso o se torna más frío.

O en lo que los modelos computacionales dicen de esto, eso o aquella otra medida, Todo eso, quítalo.

En el mundo del Ártico y entornos alpinos, donde hay hielo, [cambio climático] es real y está presente.

Los cambios están sucediendo.

Son muy visibles.

Son fotografiables.

Son medibles.

El 95 por ciento de los glaciares del mundo están retrocediendo o encogiendo.

Eso es fuera de la Antártida.

El 95 por ciento de los glaciares en el mundo están retrocediendo o encogiendo.

porque los patrones de precipitaciones y de temperaturas están cambiando.

No hay disputas significativas al respecto.

Ha sido observado, está medido, es información a prueba de bombas.

Y la gran tragedia e ironía de nuestro tiempo es que mucha gente piensa que la ciencia todavía discute al respecto.

La ciencia no está discutiendo al respecto.

En estas imágenes vemos el hielo de enormes glaciares, capas de hielo que tienen cientos de miles de años reducidas a pedazos y pedazo, tras pedazo, tras pedazo, témpano, por témpano, elevando el global del mar.

Entonces, habiendo visto todo esto en el curso de mis 30 años de profesión, estaba aún escéptico acerca del cambio climático hasta hace 10 años, porque pensaba que el tema del cambio climático se basaba en modelos computacionales.

No me había percatado que era basado en medidas concretas que eran los paleoclimas — los climas del pasado — tal y como se registra en las capas de hielo, en los sedimentos del fondo del océano, en los sedimentos de lagos, anillos de árbol, y muchas otras formas de medir la temperatura.

Cuando me dí cuenta que el cambio climático era real, y no basado en modelos computacionales, decidí que algún día haría un proyecto orientado a demostrar el cambio climático fotográficamente.

Y eso me guió a este proyecto.

Al inicio, estaba trabajando en una tarea del National Geographic.

convencional, marco único, fotografía fija.

Y un día, tuve esta loca idea de que — una vez terminada esa tarea — debería tomar fotografías en secuencias a intervalos de tiempo, que debería situar una cámara, o dos, en un glaciar y hacerlas disparar cada 15 minutos, o cada hora, o lo que sea y observar la variación del paisaje a través del tiempo.

Bien, dentro de tres semanas, Audazmente convertí esa idea de un par de cámaras rápidas en 25 cámaras rápidas.

Y los siguientes seis meses de mi vida fueron los más difíciles de mi carrera, tratando de diseñar, construir e implementar en terreno estas 25 cámaras, Funcionan con energía solar.

Paneles solares les dan energía.

La energía va a una batería.

Hay una computadora hecha especialmente que le dice a la cámara cuando disparar.

Y estas cámaras están situadas en rocas a los lados de los glaciares, mirando hacia el glaciar desde posiciones de base permanente, y observando la evolución del paisaje.

Recién tuvimos un número de cámaras en las capas heladas de Groenlandia.

En realidad perforamos el hielo, bien profundo bajo el de derretimiento y dejamos las cámaras ahí por un mes y medio aproximadamente.

En realidad, todavía permanece una cámara ahí.

En cualquier caso las cámaras disparan cada hora aproximadamente, cada media hora, cada 15 minutos, cada cinco minutos.

Esta es una toma en secuencias que está haciendo una de las unidades.


(Risas)
Personalmente me obsesiono con cada tuerca, tornillo y lavado de estas locuras.

Pasé la mitad de mi vida en la ferretería durante los meses que construimos estas unidades originalmente.

Estuvimos trabajando en casi toda la región de glaciares del hemisferio norte.

Nuestras unidades de cámaras están en Alaska, las Rocallosas, Groenlandia e Islandia, y hemos repetido posiciones fotográficas, como lugares que sólo visitamos anualmente, en la Columbia Británica, los Alpes y Bolivia.

Es una gran empresa.

Estoy de pie aquí frente a ustedes esta noche como embajador de mi equipo completo.

Hay muchas personas trabajando en esto ahora mismo.

Tenemos 33 cámaras fuera en este momento.

recién teníamos 33 cámaras disparando hace media hora a través de todo el hemisferio norte, observando qué está sucediendo.

Y hemos pasado mucho tiempo en este campo.

Ha sido una cantidad fantástica de trabajo.

Hemos estado fuera durante dos años y medio.

y nos queda todavía otros dos años y medio más para seguir.

Eso es sólo la mitad de nuestro trabajo.

La otra mitad de nuestro trabajo es contar la historia al mundo.

Ya sabes, los científicos han recopilado esta clase de información a través de los años, pero una gran cantidad permanece dentro de la comunidad científica.

Similarmente, muchos de los proyectos de arte permanecen en la comunidad artística, y siento una gran responsabilidad a través de mecanismos como TED, y como de nuestra relación con Obama en la Casa Blanca, con el Senado, con la oficina de John Kerry, influir en políticas tanto como sea posible con estas fotos también.

Hemos hecho películas.

Hemos editado libros.

Tenemos más por venir.

Tenemos un sitio en Google Earth que Google Earth fue bastante generoso en darnos — todo esto porque sentimos la necesidad de contar esta historia, porque es una evidencia instantánea del progreso del cambio climático hoy.

Ahora, un poco de ciencia antes de que nos adentremos a lo visual.

Si en el mundo desarrollado todos comprendieran este gráfico, y lo llevaran marcado en la frente, no habría gran discusión pública sobre el cambio climático porque es la historia la que cuenta.

Todo lo demás que se escucha es sólo propaganda y confusión.

Hechos claves: esto es información de 400.000 años.

Este mismo patrón exacto se ve yendo hacia atrás casi un millón de años antes de nuestro tiempo presente.

Y muchas cosas son importantes.

Número uno: la temperatura y el dióxido de carbono en la atmósfera suben y bajan básicamente en sincronía.

Pueden ver eso desde la línea anaranjada y de la azul.

La naturaleza ha dejado subir el dióxido de carbono hasta 280 partes por millón.

Este es un ciclo natural.

Sube a 280 y luego cae por varias razones que no son importantes discutir ahora.

Pero 280 es el máximo.

Ahora, si ven en la parte superior derecha del gráfico, estamos en 385 partes por millón.

Estamos lejos, muy lejos, fuera de la variación natural normal.

La Tierra está con fiebre.

En los últimos cien años, la temperatura de la Tierra ha subido hasta 1,3 grados fahrenheit, 0,75 grados celcius y se va a mantener subiendo porque seguimos vaciando desechos fósiles de combustibles a la atmósfera.

A una tasa de dos partes y media por millón al año.

Ha sido un aumento cruel y sostenido.

Tenemos que revertir esto.

Eso es el quid, y algún día espero llevar este símbolo a través de Time Square en Nueva York y muchos otros lugares.

Pero, volvamos al continente helado.

Estamos ahora en el Glaciar Columbia en Alaska.

Esta es una vista de lo que se llama el frente de desprendimiento.

Esto es lo que una de nuestras cámaras vieron en el transcurso de unos meses.

Se ve el glaciar que fluye desde la derecha, declinando en el mar, la cámara dispara cada hora.

Si miran al fondo en el centro, se puede ver el frente de desprendimiento balanceándose como un yo-yo.

Esto significa que el glaciar está flotando en forma inestable, y van a ver las consecuencias de esa flotación.

Para darles un poco de sentido de escala, ese frente de desprendimiento en esta foto tiene 100 metros de altura.

Eso es 32 pisos.

No es un acantilado menor.

Éste es como un gran edificio de oficinas en un centro urbano.

El frente de desprendimiento es la pared visible donde se parte el hielo, de hecho, continúa bajo el del mar otros 600 metros.

Por lo tanto es una pared de hielo de 600 metros de profundidad bajando hasta su base, si el glaciar está situado en la base, y flotando si no lo está.

Esto es lo que el Columbia ha hecho.

Esto es el centro sur de Alaska.

Esta es una foto aérea que tomé un día de junio hace tres años.

Esta es una foto aérea que tomamos este año.

Esta es la contracción de este glaciar.

La vía principal, el flujo principal del glaciar viene de la derecha y está subiendo rápidamente esa vía.

Vamos a subir en sólo unas pocas semanas, y es probable que haya retrocedido otros 800 metros, pero si llego allí y descubro que ha colapsado y ha retrocedido 8 km más, no me sorprendería.

Ahora es muy difícil entender la magnitud de estos lugares debido a los glaciares — una de las cosas es que lugares como Alaska y Groenlandia son inmensos, no son paisajes normales — pero como los glaciares se retraen, también se desinflan, del mismo modo que un globo.

Y así, hay detalles característicos en este paisaje.

Hay una elevación en el medio de esta foto, arriba sobre esa flecha que asoma, que les muestra un poco eso.

Hay una línea demarcadora llamada línea de recorte allí sobre nuestra pequeña ilustración.

Esto es algo que ningún fotógrafo que se respete a sí mismo haría — se pone una burda ilustración en su disparo,

¿verdad?

y a veces hay que hacerlo para narrar estos puntos.

Pero en cualquier caso, la deflación del glaciar desde 1984 ha sido más alta que la Torre Eiffel, más alta que el edificio Empire State.

Una tremenda cantidad de hielo ha dejado aflorar estos valles como se ha retraído y desinflado, se ha vuelto valle.

Estos cambios en el mundo alpino se están acelerando No está estático.

Particularmente en el mundo de hielo marino, la tasa de cambio natural está superando las predicciones de hace unos años y los procesos o se están acelerando o las predicciones eran muy bajas para empezar.

En cualquier caso, hay grandes, grandes cambios sucediendo mientras hablamos.

Bueno, aquí otra secuencia rápida de Columbia.

Y uno ve en donde terminaron esos varios días de primavera, junio, mayo, luego ocubre.

Ahora encendamos nuestras cámaras rápidas.

Esta cámara estuvo disparando cada hora.

Proceso geológico aquí en acción.

Y todos dicen, bueno,

¿y no avanzan en invierno?

No.

Estuvo retrocediendo en el invierno porque es un glaciar insalubre.

Finalmente se alcanza a sí mismo y avanza.

Y puedes observar estas fotos una y otra vez porque hay una extraña y bizarra fascinación viendo estas cosas, normalmente no se logra verlo en vivo.

Hemos estado hablando de ver es creer y ver lo nunca visto en TED Global.

Esto es lo que ves con estas cámaras.

Las imágenes hacen visible lo invisible.

Estas tremendas grietas se abren.

Estas grandes islas de hielo se quiebran — y ahora vean esto.

Esto fue en la primavera de este año — un gran derrumbe.

Esto sucedió hace menos de un mes, la pérdida de todo ese hielo.

Ahí fue donde empezamos hace tres años, y más a la izquierda, es dónde estuvimos hace unos meses, la última vez fuimos a Columbia.

Para darles una idea del tamaño de la retracción, hicimos otra burda ilustración.

Con los buses ingleses de dos pisos.

si se alínean 295 de esos, uno detrás del otro, así era la distancia hacia atrás.

Es bastante lejos.

Hacia arriba hasta Islandia.

Uno de mis favoritos glaciares, el Sólheimajökull.

Y aquí, si observan, pueden ver la retracción terminal, pueden ver el río que se está formando, pueden verlo desinflarse.

Sin este proceso fotográfico, nunca se hubiera podido ver.

Esto es invisible.

Podrían estar parados ahí toda su vida y nunca ver esto, pero la cámara sí lo graba.

Entonces retrocediendo en el tiempo ahora.

Volvamos atrás en el tiempo un par de años.

Eso es donde empezamos.

Eso es donde terminamos hace unos meses.

Y hacia arriba hasta Groenlandia.

Mientras mas pequeña sea la masa de hielo, más rápido responde al clima.

A Groenlandia le tomó poquito empezar a reaccionar al calentamiento climático del siglo pasado, pero en realidad empezó en forma galopante hace 20 años.

Y ha habido un tremendo aumento de la temperatura allá arriba.

Es un tremendo lugar.

Puro hielo.

Todos esos colores son hielo y tienen cerca de 3 km de espesor, como una cúpula gigante que viene desde la costa y emerge en el medio.

Hay un glaciar en Groenlandia que más provee de hielo al océano que todos los otros glaciares del hemisferio norte combinados : el Glaciar IIulissat.

Tenemos algunas cámaras en el sur del IIulissat, observando como disminuye en forma dramática su frente de desprendimiento.

Esto es como se ve eso en dos años de grabación.

El helicóptero está delante del frente de desprendimiento y en escala se empequeñece rápidamente.

Su frente de desprendimiento es de 7 km de ancho y en esta toma, mientras retrocedemos, están viendo sólo cerca de 2,5 km.

Entonces, imaginen lo grande que es y cuánto hielo está cargando.

El interior de Groenlandia está a la derecha.

Fluye hacia el Océano Atlántico a la izquierda.

Témpanos, muchas, muchas, muchas veces el tamaño de éste edificio rugiendo hacia el mar.

Bajamos estas fotos hace un par de semanas como pueden ver, 25 de junio, con monstruosos desprendimientos sucediendo.

Les mostraré uno de esos en un segundo.

Este glaciar ha duplicado la velocidad de su flujo en los últimos 15 años.

Ahora va a 38 metros por día, vaciando todo este hielo en el océano.

Tiende a entrar en estas pulsaciones, cada tres días aproximadamente, pero en promedio, 38 m por día, dos veces la tasa de hace 20 años.

De acuerdo.

Tuvimos un equipo observando este glaciar, y grabamos el desprendimiento más grande que se haya filmado.

Teníamos nueve cámaras filmando.

Esto es lo que un par de cámaras grabaron.

Un frente de desprendimiento de 120 metros de alto quebrándose.

Tremendos, tremendos témpanos rodando.

Ok,

¿de qué tamaño fue eso?

Es difícil saberlo.

De una ilustración, para darle el sentido de escala.

[Aproximadamente] 1,6 km de retroceso en 75 minutos a través del frente de desprendimiento de ese evento particular, 5 km de ancho.

El bloque medía 1 km de profundidad si compara la expansión del frente de desprendimiento con el Puente de la Torre en Londres, cerca de 20 puentes de ancho.

O si toma una referencia estadounidense, El Capitolio y pone 3.000 Capitolios dentro de ese bloque, sería el equivalente al tamaño de ese bloque.

Todo eso en sólo 75 minutos.

Ahora he llegado a la conclusión después de pasar tanto tiempo aprendiendo acerca del cambio climático que no tenemos un problema de economía, tecnología y políticas públicas.

Tenemos un problema de percepción.

La política , la economía y la tecnología son temas bastante serios, pero en realidad podemos lidiar con ellos.

Estoy convencido de que podemos.

Pero lo que tenemos es un problema de percepción porque no mucha gente realmente se da cuenta todavía.

Ustedes son una audiencia de élite.

Se dan cuenta.

Afortunadamente, muchos líderes políticos en los principales países del mundo son una audiencia de élite que en la mayor parte lo percibe.

Pero todavía debemos atraer a mucha gente que se nos una.

Y eso es donde creo que organizaciones como TED, como el Extreme Ice Survey pueden causar un tremendo impacto en la percepción humana y unirse a nosotros.

Porque creo que tenemos una oportunidad ahora.

Estamos casi al de una crisis, pero aún tenemos una oportunidad de enfrentar el más grande desafío de nuestra generación y , de hecho, de nuestro siglo.

Esto es un gran llamado de atención a hacer lo correcto para nosotros y para el futuro.

Espero que tengamos la sabiduría para dejar a los ángeles de nuestra mejor naturaleza a la altura de las circunstancias y que hagan lo que tengan que hacer.

Gracias.


(Aplausos)

https://www.ted.com/talks/james_balog_time_lapse_proof_of_extreme_ice_loss/

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *