Saltar al contenido
Deberes escolares » Charlas educativas » Adam Ostrow: después de tu última actualización de estado – Charla TEDGlobal 2011

Adam Ostrow: después de tu última actualización de estado – Charla TEDGlobal 2011

Charla «Adam Ostrow: después de tu última actualización de estado» de TEDGlobal 2011 en español.

Muchos tenemos presencia en las redes sociales; una personalidad virtual hecha de actualizaciones de estado, tweets y conexiones almacenadas en la nube. Adam Ostrow hace una pregunta importante: ¿Qué pasa con esa personalidad cuando uno muere? ¿Podría seguir viviendo?

  • Autor/a de la charla: Adam Ostrow
  • Fecha de grabación: 2011-07-11
  • Fecha de publicación: 2011-08-01
  • Duración de «Adam Ostrow: después de tu última actualización de estado»: 329 segundos

 

Traducción de «Adam Ostrow: después de tu última actualización de estado» en español.

A finales de este año habrá alrededor de mil millones de personas en el planeta que usarán activamente las redes sociales.

Todos tienen en común que van a morir.

Aunque esto pueda ser un poco morboso, creo que tiene implicaciones profundas que vale la pena explorar.

Lo primero que me llevó a pensar en esto fue un artículo de Derek K.

Miller de principios de año que era periodista de ciencia y tecnología y murió de cáncer.

Miller le pidió a sus familiares y amigos que escribieran un para publicar poco después de su muerte.

Esto es lo que escribió: «Ya está.

Estoy muerto y este es mi último comentario en el blog.

Anticipadamente, he pedido que una vez que mi cuerpo ceda al castigo de mi cáncer, mi familia y amigos publiquen este que preparé…

es la primera parte del proceso de convertir esto de sitio activo a archivo».

La verdad es que como periodista, el archivo de Miller puede haber sido mejor escrito y más cuidadosamente organizado que el de muchos de nosotros.

La verdad es que en la actualidad todos estamos creando archivos que son completamente diferentes de cualquier cosa que hayan creado las generaciones pasadas.

Consideren algunas estadísticas.

En este momento 48 horas de video están siendo subidas a YouTube cada minuto.

Hay 200 millones de tweets por día.

Y el usuario promedio de Facebook cada mes crea 90 contenidos.

Así que, si piensan que sus padres o abuelos, cuanto mucho habrán creado algunas fotos o videos caseros o un diario que está en algún cajón.

Pero hoy todos estamos creando este archivo digital increíblemente rico que vivirá en la nube indefinidamente, durante años después de nuestra muerte.

Y creo que eso va a crear algunas oportunidades muy interesantes para los tecnólogos.

Debo aclarar que soy periodista, no tecnólogo, así que me gustaría, brevemente, representar una imagen del presente y del futuro.

Ya estamos viendo algunos servicios diseñados para permitirnos decidir qué sucederá con nuestro perfil virtual y nuestras cuentas de redes sociales después de morir.

Uno de ellos, no pudo haber sido más oportuno, me encontró cuando me registré en una tienda de delicatessen en un restaurante de Nueva York en Foursquare.

(Grabación) Adam Ostrow: Hola.

Muerte:

¿Adam?

AO: Si.

Muerte: La muerte puede alcanzarte en cualquier lugar, en cualquier momento, aún en la tienda de alimentos saludables.

AO:

¿Quién eres?

Muerte: Visita ifidie.net antes que sea demasiado tarde.


(Risas)
Adam Ostrow: da un poco de miedo,

¿no?

Ese servicio, básicamente, permite crear un o un video que se puede publicar en Facebook después de tu muerte.

Otro servicio se llama 1000 Recuerdos.

Aquí se puede crear un homenaje virtual a tus seres queridos, con fotos, y videos e historias que ellos pueden publicar después que uno muere.

Pero creo que lo que viene a continuación es mucho más interesante.

Muchos de Uds están familiarizados con Deb Roy que en marzo pasado demostró ser capaz de analizar más de 90.000 horas de videos caseros.

Creo que mientras la capacidad de las máquinas para entender el lenguaje humano y procesar gran cantidad de información continúe mejorando, será posible analizar el contenido de toda la vida…

los tweets, las fotos, los videos, las publicaciones de blog…

que estamos produciendo con tanta abundancia.

Y creo que una vez que esto suceda, será posible para nuestra personalidad digital seguir interactuando con el mundo real mucho tiempo después de habernos ido gracias a la abundancia de contenido que estamos creando y a la capacidad tecnológica para darle sentido a todo esto.

Estamos empezando a ver algunas de las experiencias.

Un servicio llamado My Next Tweet analiza todos los mensajes de Twitter, todo lo publicado en Twitter, para hacer algunas predicciones de lo que uno podría decir a continuación.

Como pueden ver, los resultados pueden ser un poco cómicos.

Pueden imaginarse esto dentro de 5, 10 ó 20 años a que mejoren nuestras capacidades técnicas.

Avanzando un paso más, el Media Lab del MIT está trabajando en robots que pueden interactuar como humanos.

Pero

¿qué pasaría si esos robots fuesen capaces de interactuar en a las características únicas de una determinada persona considerando los cientos de miles de contenidos que esa persona produce en toda su vida?

Finalmente, recuerden esta famosa escena de la noche de la elección del 2008 en Estados Unidos, cuando CNN transmitió un holograma en del artista de hip hop, will.i.am, en su estudio para una entrevista con Anderson Cooper.

¿Qué pasaría si fuésemos capaces de usar ese mismo tipo de tecnología para transmitir una representación de nuestros seres queridos en nuestras salas de estar…

interactuando de una forma casi real en a los contenidos que crearon mientras estuvieron vivos?

Creo que eso será completamente posible a que la cantidad de información que estamos usando y las habilidades tecnológicas para entenderla se expandan exponencialmente.

Finalmente, lo que necesitamos reflexionar es si queremos que esto sea nuestra realidad; y si es así, qué significa esto para una definición de la vida y todo lo que viene después de ella.

Muchas gracias.


(Aplausos)

https://www.ted.com/talks/adam_ostrow_after_your_final_status_update/

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *