Saltar al contenido
Deberes escolares » Charlas educativas » Jane Chen: Un cálido abrazo que salva vidas – Charla TEDIndia 2009

Jane Chen: Un cálido abrazo que salva vidas – Charla TEDIndia 2009

Charla «Jane Chen: Un cálido abrazo que salva vidas» de TEDIndia 2009 en español.

En los países en desarrollo, el acceso a las incubadoras está limitado por el coste y la distancia, y millones de niños prematuros mueren cada año. Jane Chen, compañera de TED, muestra un invento que permitiría mantener calientes a estos bebés, un diseño que es seguro, portátil, de bajo coste y salva vidas.

  • Autor/a de la charla: Jane Chen
  • Fecha de grabación: 2009-11-05
  • Fecha de publicación: 2010-01-28
  • Duración de «Jane Chen: Un cálido abrazo que salva vidas»: 286 segundos

 

Traducción de «Jane Chen: Un cálido abrazo que salva vidas» en español.

Por favor, cierren los ojos, y abran las manos.

Imagínense lo que podrían colocar en sus manos: una manzana, tal vez su cartera.

Ahora abran los ojos.

¿Qué me dicen de una vida? Lo que ven aquí es un niño prematuro.

Da la impresión de que descansa tranquilamente, pero está luchando por sobrevivir porque no puede regular su propia temperatura corporal.

Este bebé es tan pequeño que no tiene corporal suficiente como para mantenerse caliente.

Lamentablemente, 20 millones de bebés como éste nacen cada año, en todo el mundo.

Cuatro millones de ellos mueren anualmente.

Pero el mayor problema es que los que sobreviven crecen con graves problemas de a largo plazo.

La razón es porque en el primer mes de vida del bebé, su única función es crecer.

Si está combatiendo una hipotermia, sus órganos no pueden desarrollarse con normalidad, lo que da lugar a una serie de problemas de desde diabetes, enfermedades cardíacas, hasta un bajo CI.

Imagínense, muchos de estos problemas se podrían prevenir si estos bebés se mantuvieran calientes.

Ésa es la función primordial de una incubadora.

Pero las incubadoras tradicionales necesitan electricidad y alcanzan los 20 mil dólares.

No se las van a encontrar en zonas rurales de países en desarrollo.

Como consecuencia, los padres recurren a soluciones locales como colocar botellas de agua caliente alrededor de sus cuerpos, o ponerlos debajo de una bombilla como ven aquí…

métodos que son tanto ineficaces como inseguros.

He presenciado esto una y otra vez.

En uno de mis primeros viajes a la India, conocí a esta joven, Sevitha, que había dado a luz a un pequeño bebé prematuro, Rani.

Llevó a su bebé al centro de más próximo, y el médico le aconsejó que llevara a Rani al hospital para que pudiera ponerlo en una incubadora.

Pero ese hospital estaba a más de cuatro horas.

Y Sevitha carecía de medios para llegar allí, así que su bebé murió.

Inspirados por esta historia, y por docenas de historias similares, mi equipo y yo nos dimos cuenta de que lo que hacía falta era una solución local, algo que pudiera funcionar sin electricidad, que fuera lo suficientemente sencillo como para que lo usara una madre o comadrona, dado que la mayoría de nacimientos tienen lugar en casa.

Necesitábamos algo que fuera portátil, algo que pudiera esterilizarse y reutilizarse con muchos bebés, y algo que tuviera un coste super bajo, comparado con los 20.000 dólares que cuesta una incubadora en EE.UU.

Así que se nos ocurrió esto.

Lo que ven aquí no se parece en nada a una incubadora.

Parece un saco de dormir para un bebé.

Se puede abrir totalmente.

Es impermeable.

No tiene costuras por dentro así que se puede esterilizar fácilmente.

Pero la magia está en esta bolsa de cera.

Es un material de cambio de fase.

Es una sustancia similar a la cera con un punto de fusión a la temperatura del cuerpo humano, 37 grados Celsius.

Se puede derretir simplemente utilizando agua caliente y después de derretirse es capaz de mantener una temperatura constante entre cuatro y seis horas seguidas, despues de las cuales simplemente se recalienta la bolsa.

Se coloca de nuevo en este pequeño bolsillo de aquí, y crea un micro medioambiente cálido para el bebé.

Parece sencillo pero lo hemos repetido docenas de veces yendo al terreno a hablar con médicos, madres y personal sanitario, para asegurarnos de que satisfacía las necesidades de las comunidades locales.

Tenemos planeado lanzar este producto en India en 2010.

Y el precio final será de 25 dólares, menos del 0,1 por ciento del coste de una incubadora tradicional.

En los próximos cinco años esperamos salvar la vida de casi un millón de bebés.

Pero el impacto social a más largo plazo es una reducción en el crecimiento de la población.

Parece ir en contra de toda lógica, pero resulta que al reducir la mortalidad infantil el tamaño de la población también disminuye, porque los padres no tienen que anticipar que sus bebés van a fallecer.

Esperamos que el calentador de bebés Embrace y otras innovaciones sencillas similares representen una nueva tendencia para el futuro de la tecnología: soluciones sencillas, localizadas y asequibles que tienen el potencial de producir un impacto social enorme.

A la hora de diseñarlo, observamos una serie de principios básicos.

Nos propusimos comprender al usuario final, en este caso, gente como Sevitha.

Intentamos comprender la raíz del problema en lugar de dejarnos influir por lo que ya existe.

Y después pensamos en la solución más simple que pudimos para tratar el problema.

Al hacerlo, creo que verdaderamente acercamos la tecnología a las masas.

Y podemos salvar millones de vidas, mediante la sencilla calidez de un Abrazo.

https://www.ted.com/talks/jane_chen_a_warm_embrace_that_saves_lives/

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *